Blockchain está en boca de todos. La descentralización, transparencia y bajo coste de esta tecnología prometen revolucionar industrias y reestructurar la forma en que se toman decisiones en la sociedad. ¿Cómo puede el sector social aprovechar todas sus ventajas para generar impacto positivo?

Desde Impact Hub Madrid queremos apostar por las innovaciones que hagan más fácil la tarea de emprendedores sociales, asociaciones sin ánimo de lucro y changemakers en general. Por ello, con la colaboración de Blockchain España, estamos organizando un ciclo de conferencias con expertos en esta tecnología que nos cuentan los retos y oportunidades que observan en el mercado español.
¿Quieres saber más?

Blockchain for Good

20066899_151404215411021_3594348037125701632_n(1)Tras el éxito de nuestro primer encuentro en mayo, el pasado jueves 20 de julio organizamos una mesa redonda acerca de los posibles usos de Blockchain para emprendedores sociales, asociaciones, ONGs o el sector público. Nos acompañaron Almudena de la Mata, Carlos Kuchkovsky Jiménez, Gustavo Segovia, Alex Casas, Iñigo Molero y Josu Rebollo.

Los ponentes señalaron cómo tras los miedos y resistencias iniciales a Blockchain, esta tecnología está empezando a aplicarse a todo tipo de sectores, tal y como sucedió en su momento con Internet. El tercer sector tiene mucho que ganar: desde reducir los costes de transacción y decisión a incrementar la participación ciudadana o presentar de forma más transparente las finanzas de las organizaciones, esta tecnología presenta muchas oportunidades por descubrir.

Blockchain propone que miles de personas que no tienen por qué confiar las unas en las otras puedan llegar a acuerdos comunes. Eso la convierte en una herramienta muy potente para catástrofes naturales, como pasó con el terremoto de Haití. En este tipo de emergencias existen muchas ineficiencias en el uso del dinero, a lo que se suma la baja capacidad de reacción ante los cambios de las agencias internacionales y trabajadores en el terreno. Con Blockchain los fondos pueden distribuirse de forma más rápida e inteligente, sin costes de transacción y asegurando un uso eficaz.

Otra de las claves del uso de Blockchain en el sector social es la identidad. Todo ser humano tiene derecho a la identidad personal, pero para poder reivindicar es necesario antes tener una personalidad jurídica. En España esto se hace de forma biométrica con documentos como el DNI, que hacen de nexo entre una imagen, huella y partida de nacimiento con una identidad. Pero en el tercer mundo muchos nacimientos quedan sin registrar: hoy en día 1 de cada 3 niños en el mundo no existe. Y sin identidad el acceso a servicios financieros o de salud puede ser muy complejo, reforzando el círculo de pobreza e impidiendo a una gran parte de la población mundial ser partícipe de las mejoras de las condiciones de vida que se dan a nivel global. Blockchain puede ayudar a aliviar esta situación a creando registros simples, de bajo coste y fáciles de tracear.
Existen ya empresas como Oradian, en Nigeria, o BanQu, en África Subsahariana que son pioneras en este campo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEn países en desarrollo se están llevando a cabo otros proyectos utilizando Blockchain como el de World Food Program de Naciones Unidas en Pakistán, que registra las entregas de comida y dinero a cada familia en una Blockchain pública para facilitar el control y la transparencia de la ayuda prestada.

También cabe destacar la iniciativa de Æternity, que permite el minado a través de smartphones, acercando el acceso a las cadenas de bloques a zonas sin los recursos económicos que exige el minado tradicional.

Aunque no solo se habló de las ventajas de esta tecnología, también se apuntaron los retos a los que se enfrenta y a los que tendrá que dar respuesta en los próximos meses: cómo conjugar el derecho al olvido con la inquebrantabilidad de los registros de Blockchain, cómo encontrar un punto medio entre seguridad y facilidad de uso, cómo mejorar su eficiencia energética y cómo conseguir ligarlo a los documentos físicos para reducir el tiempo de las gestiones legales.

Por último, se comentó la situación de Blockchain a nivel internacional. “Blockchain está cambiando la geopolítica hoy en día, muchos países que nunca han sido punteros tecnológicamente se están convirtiendo en actores clave” afirmaba Alex Casas. De hecho países como Suiza, Estonia, Malta o la Inglaterra post-Brexit, se están posicionando como modelos a seguir en temas de regulación y oportunidades para negocios basados en Blockchain, mientras a otras grandes potencias les está costando reaccionar. ¿Cuándo será el turno de España?

Nuevas formas de financiación con Blockchain

OLYMPUS DIGITAL CAMERALa sesión nos supo a poco, por lo que una semana más tarde organizamos una segunda mesa redonda, esta vez centrada específicamente en las nuevas formas de financiación con Blockchain. Las conocidas como Initial Coin Offering (ICO) consisten en campañas de crowdfunding de una semana o más de duración financiadas a través de tokens que se pueden comprar con criptomonedas como el Bitcoin o Ethereum. Este campo ha crecido mucho durante los últimos meses debido a las ventajas que presenta con respecto a otros métodos de financiación tradicionales: la ausencia de intermediarios, la disponibilidad plena de los activos y la seguridad que proporciona.

En esta ocasión nos acompañaron muchas caras conocidas, expertos tanto legales como financieros y técnicos en la aplicación de Blockchain para la recaudación de fondos: Almudena de la Mata, Alex Preukschat, Cristina Carrascosa Cobos, Adrián Calvo, Xavier Foz y Carlos Kuchkovsky Jiménez.

El debate se centró tanto en las posibilidades como limitaciones del uso de las ICOs. Existen ya casos de éxito como Brave, un navegador que propone repartir los beneficios de la publicidad de forma justa entre los creadores de contenido, o Civic, una plataforma para el registro de identidad con Blockchain, que nacieron de las criptomonedas.
Las ICOs permiten que los creadores y desarrolladores puedan lanzar al mercado sus productos sin una gran corporación. Además del tema económico, para proyectos que necesitan usuarios (como comunidades online o ecosistemas) el hecho de sacar tokens que valgan como acciones puede tener la función de captación y fidelización de miembros.

OLYMPUS DIGITAL CAMERASin embargo es un campo todavía por desarrollar en España ya que no existe legislación al respecto y falta la profesionalización que tienen otro tipo de modelos de financiación. No tenemos auditores ni agencias de ratings que califiquen las ICOs y aconsejen a la comunidad inversora y en la mayor parte de los casos la recaudación de fondos no tiene un límite ni están establecidos mecanismos en caso de fracaso del modelo de negocio.

Hubo un acuerdo general entre los ponentes y asistentes en que es necesaria la reacción de los reguladores españoles ante este nuevo tipo de tecnología para poder aprovechar sus beneficios y posicionarse a nivel internacional. Uno de los casos de éxito, nos comenta Cristina Carrascosa, es el de Suiza, donde se ha optado por permitir el uso de la tecnología Blockchain en nuevas compañías tras el estudio de un experto de la idea de negocio.

Antes de finalizar se le preguntó a los ponentes qué pedirían a los reguladores españoles en materia de Blockchain si tuviesen la oportunidad. Ellos lo tuvieron muy claro: la creación de una sandbox para probar modelos de negocio con Blockchain en un entorno controlado, el establecimiento de criterios generales y una guía de buenas prácticas, y, por último, que los reguladores se involucrasen en el sector a nivel de investigación y análisis, generando sus propios tokens, etc.

Con toda esta energía, solo nos queda despedirnos hasta el próximo encuentro.

Para seguir toda la información sobre nuestros eventos, cursos y publicaciones sobre Blockchain, consulta periódicamente nuestra web: https://madrid.impacthub.net/blockchain/

Puedes encontrar todas las fotos del encuentro en nuestro Flickr: https://www.flickr.com/photos/141643414@N06/albums/72157686738263156

logo block color

Impact Hub Madrid

Impact Hub Madrid

La comunidad que inspira, conecta e impulsa al innovador social.