guia impacto social

Cada día surgen y evolucionan nuevos proyectos centrados en la mejora de la sociedad o el medio ambiente. Ideas de personas con ganas de generar un impacto positivo a su alrededor y transformarlo. Sin embargo, ¿sabemos cuáles son exactamente sus resultados?¿Cómo podemos medir su evolución a lo largo del tiempo?¿Sobre qué base podemos comparar ideas y proyectos?

En un campo en el que el beneficio económico es solo un medio para realizar una labor más importante, necesitamos unidades de medida que vayan más allá del rendimiento financiero o el retorno de las inversiones.

Una vez alejados de las métricas como la VAN, la TIR o el resultado del ejercicio, ¿en qué basamos el éxito o fracaso de un programa?

El campo de la medición de impacto social tiene la solución.

Hasta ahora, la medición de impacto social o medioambiental se utilizaba principalmente en el campo de la cooperación y del desarrollo bajo los términos “evaluación y seguimiento”. Pero con la aparición de la figura de la empresa social se empezaron a adoptar este tipo de métricas  de cara a inversores, planes de mejora o expansión, evaluación de resultados, motivación de equipos y comparación entre programas. La medición de impacto de un proyecto social requiere en primer lugar definir sus objetivos para poder a continuación fijar los parámetros de medición (en número de personas beneficiarias, partículas de contaminación en el aire o mejora de rendimiento escolar, por poner algunos ejemplos) y poder comprobar si los resultados obtenidos han sido los esperados y si existen fallos o áreas de mejora.

Ante el creciente interés por la medición social y la falta de un marco lógico para el uso de estas practicas, el GECES, grupo de expertos de la Comisión Europea en emprendeduría social, conjuntamente con la European Venture Philantropy Association (EVPA), ha desarrollado una guía de medición de impacto social en 5 etapas. Este documento está disponible de forma gratuita en inglés y español en la página web de la EVPA.

Desde Impact Hub Madrid queremos facilitarte todavía más esta tarea y hemos elaborado un documento que resume el principal contenido de la guía de EVPA y GECES y que te enseñará paso por paso a aplicar esta metodología a tu empresa o proyecto. Con ella esperamos que aprendas a planificar la medición de impacto de forma clara y a comunicar estos resultados de forma eficaz a las partes interesadas.

La medición de impacto es un proceso de aprendizaje.

La medición de impacto social puede serte útil en varios aspectos, incluyendo la gestión de proyectos y la comunicación. Con ella puedes evaluar la eficacia y la eficiencia de un proyecto o programa, favorecer objetivos coherentes, mostrar un proyecto y comunicar sobre él, justificar una subvención o una donación, elaborar informes, motivar a equipos de trabajo e inversores, tener un lenguaje común, o ayudar en la selección de inversores. En este sentido, la medición de impacto es un proceso de aprendizaje a largo plazo.