Ni Las Migas

Vivimos en una sociedad en que que hasta un tercio de lo que se produce se termina tirando. Un mal funcionamiento de las cadenas de suministro, las insuficiencias en infraestructuras y logística, la falta de destrezas o las catástrofes naturales provocan que mientras una gran cantidad de alimentos se desperdicia, muchas zonas del mundo sufran restricciones y falta de productos básicos.

Está en nuestras manos reducir estas cifras: España es el séptimo país que más comida desperdicia en la Unión Europea y un 42% procede de los hogares. Ante esta perspectiva surgen iniciativas como Ni Las Migas, ganador de nuestros Premios Impacto ODS, que conecta consumidores y productores para hacer un uso más eficiente y sostenible de la producción alimentaria.

Hablamos con ellos para que nos pongan al día de la situación en España, nos cuenten su proyecto y nos den algunos consejos adicionales para llevar una vida más sostenible:

Impact Hub Madrid: El desaprovechamiento alimenticio sigue siendo un problema hoy en día. ¿Qué dicen las cifras?

Ni las migas: Primero de todo, hay que decir que el tema del desperdicio alimentario es muy difícil de cuantificar y los estudios que se realizan son más estimaciones y proyecciones que quizás difieren un poco de la realidad. Además, no están sistematizados estos cálculos a nivel Europeo, con lo que en unos países se cuantifica de una manera y en otros de otra. A pesar de todo, las cifras son escalofriantes. La FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura) calcula que 1.300 millones de toneladas de alimentos se desperdician cada año, y en España el Ministerio de Agricultura y Medioambiente lo estima en 7,7 millones. Estas cifras son aún más incomprensibles cuando se sabe que un tercio de todo lo que se produce se desperdicia mientras que la cifra de hambrientos en el mundo ha vuelto a crecer superando los 800 millones de personas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAIHM: ¿Cómo nació Ni Las Migas y con qué objetivo?

NLM: Ni Las Migas nace en una conversación en una biblioteca de Copenague entre cuatro amigos que vivíamos allí y después de comprobar el éxito de una aplicación similar en la capital escandinava. El objetivo estaba claro (y sigue intacto): reducir el desperdicio de alimentos en nuestro país facilitando una plataforma a los establecimientos para publicar sus productos a un coste inferior y así atraer a consumidores finales concienciados con el medio ambiente y que puedan ahorrar en su compra.

Un tercio de todo lo que se produce se desperdicia mientras que la cifra de hambrientos en el mundo ha vuelto a crecer superando los 800 millones de personas.

IHM: ¿Quién está detrás de Ni Las Migas?
NLM:
Ni Las Migas lo formamos a día de hoy un equipo de cinco, cuatro de los cuales arrancamos el proyecto hace varios meses ya. Somos Fernando, Josep, Javier, Emilio y Pablo y nos podréis ver a partir de estas semanas por el Hub, del que estamos muy contentos de formar parte. Los perfiles son variopintos, pero tres tenemos la misma formación como agrónomos y uno informático.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

IHM: ¿Con cuántos “migueros” contáis a día de hoy y a cuántos esperáis llegar? ¿Ya habéis pensado en expandiros a otras ciudades y países?

NLM: Ahora mismo, contamos con más de 4600 usuarios de Ni Las Migas o “Migueros”, pero son alrededor de 600 los que están más activos en la plataforma. Respecto al objetivo, cuantos más mejor, y es que cuantos más usuarios participen, mayor número de establecimientos tendrán interés en la plataforma y por consiguiente, más reduciremos el desperdicio en nuestras ciudades. Las posibilidades de expansión son muchas, no solo dentro del país, sino también en América Latina, pero quedará para un futuro (esperemos no muy lejano).

IHM: ¿Hay otras iniciativas o emprendimientos que os hayan servido de inspiración? ¿Cuáles?

NLM: Negaríamos lo obvio si decimos que la app danesa, Too Good To Go, no fue la fuente de inspiración para nuestro proyecto. Dicho esto, los mercados son muy diferentes y hemos adaptado nuestro proyecto a las características de nuestro país. Sí que vemos en ellos un ejemplo en cuanto a la concienciación se refiere y cómo consiguieron cambiar el modo de consumir de gran parte de una generación en una ciudad como Copenague.

¿Qué consejo le daríais a alguien que está empezando?
Que tengan paciencia, que el camino es muy largo. Y que no tengan miedo en comunicar su proyecto.

IHM: Además de utilizar Ni Las Migas, ¿Qué otros consejos nos podéis dar para reducir el desperdicio alimentario?

NLM: Hay muchas cosas simples que podemos hacer en nuestros propios hogares (donde por cierto se genera el 42% del desperdicio) para reducir el desperdicio de alimentos, empezando por planificar bien las compras, o mover a la parte frontal del frigorífico los alimentos que ya se encuentra dentro antes de meter la nueva compra. Finalmente se nos ocurre mencionar a nuestros compañeros de “Yo no desperdicio” que mediante una web y una app facilitan el intercambio de productos entre particulares para evitar el desperdicio.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

IHM: Tras estos primeros pasos emprendiendo en Madrid, ¿qué consejo le daríais a alguien que está empezando?

NLM: Que tengan paciencia, que el camino es muy largo. Y que no tengan miedo en comunicar su proyecto. Cuanta más gente lo conozca más puertas se abren, y el riesgo de que te “copien” siempre va a estar ahí. Tienes que creer en tu proyecto y dedicarte en cuerpo y alma.

Ahora que os conocemos, si alguien quisiera empezar a utilizar Ni Las Migas, ya sea como usuario o como negocio, ¿Qué tendría que hacer?

 Si es negocio, descargar la app y contactarnos en comunicacion@nilasmigas.com para poder darles acceso como establecimiento y algunas pequeñas instrucciones sobre el uso de la app, y si es usuario, es tan sencillo cómo descargar la app, registrarte y ver los establecimientos más cercanos a tu casa o trabajo para reservar los productos. Y es que, para comer bien, sostenible y por poco dinero, ¡Hazte Miguero!

IHM: ¿Cómo estáis aprovechando vuestra membresía Impact Hub?

NLM: El objetivo es participar del mayor número posible de eventos en el Hub. El networking en esta fase de Ni Las Migas es clave, e Impact Hub nos ha abierto ya nuevas puertas y contactos que sin duda nos podrán ser de utilidad. Todo aquel que quiera saber más, o escuchar de nuestro modelo, pueden escribirnos a fteijeiro@nilasmigas.com o a pdecastro@nilasmigas.com

#HazteMiguero #HazlesMigueros

Impact Hub Madrid

Impact Hub Madrid

La comunidad que inspira, conecta e impulsa al innovador social.